Blog

Tres problemas que aparecen en tus instalaciones de antenas

Podemos encontrarnos muchos tipos de problemas a la hora tanto de la instalación como después de la misma, pero en este caso os vamos a comentar tres problemas y sus posibles soluciones.

Bueno, algo que a muchos nos ha ocurrido es que la cobertura de TDT sea deficiente o de baja calidad. En muchas ocasiones las instalaciones que tenemos de antenas terrestres son de la comunidad de nuestro edificio y son antiguos; por lo tanto, no están preparados para poder recibir la televisión digital terrestre. La solución a este problema sería el instalar una pequeña antena individual para el TDT. Con lo cual, podremos recibir la señal de manera correcta, y si nuestra comunidad no estuviese de acuerdo en renoval la antena o conexión, nosotros mismos arreglaremos nuestro problema. Eso sí, antes de recurrir a esta solución deberemos consultar las ordenanzas municipales por si fuese necesario pedir permiso para instalar nuestra antena.

La famosa tecnología 4G es mundialmente conocida. Pues lo cierto es que los repetidores 4G pueden ocasionarnos interferencias en nuestra televisión digital terrestre. En este caso lo que debemos hacer, es revisar nuestra instalación y el amplificador de nuestra comunidad. Además de instalar ‘’filtros’’ que repelan las frecuencias entre 798 y 2200 MHz.

Otro problema bastante común, es que la zona de instalación de nuestra antena es que se trate de una zona con fuertes corrientes de viento. La solución es sencilla. Debemos disminuir la resistencia que supone el viento y la fuerza que ejerce sobre nuestra instalación. Podremos sustituir nuestra instalación por una antena perforada con reflector de malla perforada. La cual fijaremos a un soporte más adaptado a lo que nosotros necesitamos con el objetivo de que sea más resistente y colocarlo además en una zona lo más resguardada posible.

Llegó el momento de instalar el videoportero

Si hemos decidido que ha llegado el momento de saltar a un videoportero, tenemos que informarnos previamente un poco de qué facilidades nos va a presentar o que tipos existen.

Tenemos videoporteros muy sencillos, como los que cuentan con un solo monitos y una pantalla que se encuentra en la calle. Pero podemos decantarnos por otros modelos que tienen la opción de abrir diferentes accesos diferentes, desde el garaje, el jardín o el portal de casa. También podremos elegir uno con varios monitores que colocaremos en distintos lugares, con manos libres, etcétera.

Tendremos que elegir el modelo que mejor se adapte a las necesidades que nosotros estamos buscando, sin quedarnos cortos y mucho menos pasarnos de largo.

Si queremos un modelo sencillo y poco aparatoso dejando a un lado hilos, podremos elegir un modelo inalámbrico. Por otro largo si queremos añadir e incrementar la seguridad de nuestro hogar podremos optar por un modelo que cuenta con tarjeta SD para poder guardas imágenes de las personas que llamen o sistemas antivandalismos e incluso con visión nocturna.

El sistema de un videoportero es el siguiente:

En primer lugar, tenemos la placa de calle. La placa de calle tiene un dispositivo de llamada con una cámara, la cual capta las imágenes del exterior del monitor pudiendo ser orientable.

Luego tenemos el monitor y el telefonillo. La parte que se coloca dentro de la casa, con el cual podremos mantener una conversación. En función del modelo que decidamos escoger podremos obtener imágenes tanto en blanco y negro como en color. Otros monitores son táctiles y tienen incluso opciones de grabación.

Para abrir puertas tenemos el mecanismo abrepuertas que funciona mediante un electroimán, el cual permite abrir la puerta al accionar el botón desde casa.

Las conexiones con cables conectan la placa de calle con el monitor y telefonillo. Por otro lado, la fuente de alimentación queda oculto en el interior y adapta la tensión de la red a la de los equipos.

Cómo proteger nuestra instalación de las interferencias 4G

Las interferencias cuando realizamos una instalación es una gran pregunta que todos nos hacemos ya que en muchos casos puede haber interferencias debidas al 4G. Por ello aquí te comentamos algunos consejos que aparte de ser eficaces te ayudarán a proteger nuestras instalaciones frente a las interferencias del 4G.

Esto probablemente nos resulte demasiado obvio, pero el tipo de material que se utilice tendrá mucho que ver y evitará muchas interferencias. Por lo tanto, la calidad de los materiales a utilizar durante la instalación son muy importantes. Las señales atraviesan por completo el edificio donde nos encontremos, éstas van de arriba abajo. Las interferencias que recibimos pueden entrar por distintos focos, directamente por el cable o bien por los conectores entre otros.

Por este tipo de motivos es complicado realizar una instalación completa y que no se cuelen interferencias externas. Por lo tanto, a la hora de realizar una instalación no podremos ahorrar en los materiales. Como un cableado inapropiado, de mala calidad o conectores de plástico que además pueden ser peligrosos. Recurriremos al refrán de: lo barato a la larga siempre sale caro.

Por lo tanto, los materiales que debemos elegir en el cableado deben ser de buena calidad, de cobre a ser posible y lo ideal sería que tenga una buena malla que lo recubra. El resto de elementos como los derivadores, deben tener sus cargas puestas en las salidas que no se utilicen. Y por supuesto utilizar conectores que estén blindados.

Otro aspecto muy importante es que tras comprobar que el cable de tierra este bien, debemos colocar la instalación puesta a tierra. De no ser así sería como no tuviera blindaje y nos quedamos sin la protección ante interferencias qe queremos evitar.

Sin duda, protegernos ante las interferencias 4G no es nada complicado y si realizamos este tipo de mantenimiento y una buena instalación nos ahorraremos cualquier tipo de interferencia y quebraderos de cabeza.

Televisión Satélite o por fibra óptica

La televisión vía satélite es una buena herramienta conseguida a través de los satélites y son más económicos. Transmite telefónicamente, por internet o radiotransmisión. Pero si es cierto que hay que tener cuidado con las altas temperaturas que podrían afectar a su seguridad. Tiene una limitación para transmitir videos que por ello se transmiten de manera reducida.

Por otro lado, la fibra óptica se trata de una fina hebra de vidrio, tan fino como un cabello de humano. Se utiliza para poder transmitir mensajes luminosos. Éstas se envuelven con vainas de plástico, formando así cables de fibras ópticas. El material con el que se fabrica la fibra óptica (el vidrio) viene de la arena, un material muy abundante si lo comparamos frente al cobre, con el que se fabrican los cables de cobre. Además, las características del vidrio, ofrece unas ventajas bastante claras. Se trata de un material muy estable, transparente y un buen resistente a los cambios de temperatura. Algo a tener en cuenta hoy en día y que es muy importante y destacable, es que se trata de un material que no contamina.

La información mediante satélites es adaptada a la tecnología digital, una transferencia de datos que se realiza de punto a punto por medio de cables de cobre. Los cables que se utilizan en estos casos son subterráneos, por lo que es un intercambio de información rápida, mediante ondas codificadas que se envían al destinatario. Se trata de una transmisión que se puede interferir fácilmente, mientras que por fibra óptica no.

Mediante la fibra óptica la frecuencia de transmisión es mucho más alta pudiendo transportar millones de bits al segundo, además, de ser inmune a las transferencias electromagnéticas.

La fibra óptica tiene una serie de ventajas frente al satélite debido a su facilidad de instalación, con una transmisión de datos de muy alta velocidad, pudiendo mantener conexiones directas de centrales a empresas y gran ancho de banda. Es un cable delgado, flexible y ligero. Que ofrece mayor seguridad. Pero por otro lado algunas de sus desventajas es su elevado coste de instalación que debemos encontrarnos en zonas donde ya esté instalada la F.O. y la fragilidad de las fibras entre otras.

Respecto al satélite algunas de las ventajas que nos ofrece es la facilidad de gestión de red donde no importa la distancia y tenemos una cobertura global e inmediata con gran facilidad de implantación en cualquier lugar y su menor coste. Alguna de sus desventajas es que le afectan las temperaturas meteorológicas o la limitada transmisión de videos.

Cómo instalar y configurar la TDT en casa

La tecnología de la televisión digital terrestre nos permite poder difundir la señal de televisión mejorando ciertos aspectos si lo comparamos con la televisión analógica. Gracias a la tecnología TDT podemos enviar más canales y visionarlos con mayor calidad.

Una vez ya hayamos situado nuestro decodificador al televisor, debemos encender tanto el decodificador como la televisión y buscaremos la tecla de Menú que se encuentra en el mando a distancia del decodificador, no de la televisión. Hasta que lleguemos a la opción o bien de instalación o configuración.

A continuación, encontraremos diferentes opciones entre las que está la que necesitamos: búsqueda de canales. Al pulsar este botón comenzarán a escanearse todas las frecuencias que se encuentren en la TDT y pasarán a nuestra lista de canales. Tras encontrar todos los canales y que queden memorizados, podremos ordenarlos mediante la tecla menú del mando. Buscaremos la opción de ordenar o bien organizar canales. Además, en esta parte del menú también podemos bloquear ciertos canales.

Tenemos otro tipo de televisiones que ya tienen incorporado un decodificador TDT, lo cual nos resulta más barato y además nos facilita el trabajo. Los únicos pasos que deberemos seguir es encender nuestra televisión y con el mando buscaremos el menú eligiendo la opción de sintonizar los canales de manera automática. Tras haber realizado la búsqueda de canales, tendremos en la pantalla una nueva opción que será lista de canales, y aquí al pulsar a la tecla OK, podremos reorganizar los canales a gusto de cada uno. Este paso es exactamente el mismo a si tuviéramos un decodificador externo.

Independientemente del caso en que nos encontremos tanto con un decodificador externo o uno incorporado a nuestra televisión siempre podremos echar para atrás con la tecla situada en el mando como EXIT y poder comenzar con todo el proceso de nuevo. Una buena opción si hemos cometido algún error a lo largo del proceso.